Retiene EU 50% de su apoyo financiero a agencia de la ONU

Antonio Guterres, secretario general de la ONU, declaró hoy que se sentía “muy preocupado” ante el posible recorte 

Por: Mathieu Tourliere / APRO

Ciudad de México.- Poco más de un mes después de su muy criticada decisión de reconocer a Jerusalén como capital de Israel, el gobierno estadounidense retuvo hoy la mitad de su apoyo financiero a la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados Palestinos (UNRWA, por sus siglas en inglés).

Heather Nauert, vocera del Departamento de Estado, anunció que la administración de Donald Trump solo entregará 60 millones de dólares a la agencia en lugar de los 125 millones planeados. Ello, para obligar los demás gobiernos a aportar más fondos, aseveró.

Aunque la vocera insistió en que la medida no tiene el objetivo de “castigar” a nadie, hace precisamente dos semanas, el pasado 2 de enero, Trump despotricó contra los palestinos, a quienes acusó de recibir “cientos de millones de dólares por año (de Estados Unidos) y no mostrar aprecio ni respeto”.

Desde su cuenta de Twitter, el magnate vituperó: “Ni siquiera quieren negociar un tratado de paz con Israel… Si los palestinos ya no quieren hablar de paz, ¿por qué deberíamos hacerles uno de estos pagos masivos en el futuro?”.

Antonio Guterres, secretario general de la ONU, declaró hoy que se sentía “muy preocupado” ante el posible recorte e insistió en que la agencia “no es una institución palestina”, sino una que presta servicios “de gran importancia” y que representa “un importante factor de estabilidad”.

No es la primera vez que la administración de Trump chantajea a la comunidad internacional con recortes presupuestarios para conseguir “respeto” hacia la primera potencia militar y económica del mundo.

El pasado 23 de diciembre, por ejemplo, anunció un recorte de 285 millones de dólares de las aportaciones de Estados Unidos a la ONU, apenas dos días después de que la Asamblea General votó un texto de repudio contra la decisión de Trump de reconocer Jerusalén como capital de Israel, en violación abierta al derecho internacional.

Nikki Haley, representante del gobierno estadunidense ante la ONU, declaró entonces: “ya no dejaremos que (las Naciones Unidas) abusen de la generosidad de los estadunidenses”.

Previo a la votación del texto de repudio, la misma Haley amenazó a los países que lo firmarían, al aseverar que su gobierno “tomaría los nombres” de quienes le “faltarían al respeto”.

mtz

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto